Despiértate cada mañana

Todas las mañanas me despierta, y también me despierta el oído, para que escuche como los discípulos. Isaías 50: 4

Cada día nos envolvemos más en los afanes del mundo y nos olvidamos de establecer un orden en nuestras vidas. Al establecerlo, podemos distribuir nuestro tiempo y cumplir con cada una de las obligaciones, las cuales son necesarias para nuestro desarrollo espiritual.

Es necesario que aprendamos a priorizar y darle el lugar a Dios en nuestras vidas, levantando un altar de oración donde todos los días nos encontremos con Él. Esta debe ser nuestra primera prioridad, la cual por nada se cambia ni se deja.

Dios está en Su mismo lugar esperando que cambies tus prioridades y puedas entender que buscando Su presencia nuestros días están asegurados. Despiértate cada mañana buscando al que quiere hablarte y decirte todas las cosas que necesitas, para que te vaya bien todos los días.

Click here to read our daily devotionals in English

Los comentarios están cerrados.