Grita, salta y que nadie te reprima

… los que el Señor ha redimido; entrarán en Sión con cantos de alegría, y siempre vivirán alegres. Hallarán felicidad y dicha, y desaparecerán el llanto y el dolor. Isaías 35: 10

Levántate y proclama tu victoria, declara que la bendición de Jehová ha llegado y que Su gloria resplandece para siempre, danza delante de Su presencia y mira a tu alrededor. Verás cómo está cubierto de ángeles que ministran Su presencia.

Escóndete en Su tabernáculo y empieza a adorar para que los Cielos escuchen tu voz y juntos adoren y alaben Su nombre. Grita, salta y que nadie te reprima, porque eres libre para expresar Su victoria.

Declara que algo bueno, agradable y maravilloso viene a tu vida y que nadie te lo quitará, pues Dios te redimió y hoy todo cambia porque confías en Él. Muestra a los demás que teniendo a Cristo se es feliz y no existe lugar en tu vida para la tristeza, el luto, la soledad, porque Él es la plenitud que llena nuestra vida en todo ¡Sé feliz!

Los comentarios están cerrados.

EnglishFrenchSpanish