Por qué mis pensamientos no son los pensamientos de Dios 3ra. Parte

Por qué pensamientos no son los pensamientos de Dios. 3era. Parte

Mensaje del Apóstol Dr. Miguel Bogaert Portela
El impulso es lo que más hace fracasar al hombre, porque un impulso siempre va acompañado de emociones y sentimientos, con la característica de no querer perder tu voluntad.

“Por qué mis pensamientos no son los pensamientos de Dios 3ra. Parte”

 

Fíate de Jehová de todo tu corazón, Y no te apoyes en tu propia prudencia. Proverbios 5:5

Proverbios 5:5

Fíate de Jehová de todo tu corazón, Y no te apoyes en tu propia prudencia.

Este es uno de los versículos que más debemos que tener en cuenta para cuando no podamos tener control de nuestra mente y nuestra imaginación, es decir, para tu romper esos pensamientos, esa imaginación, obligatoriamente  tienes que depender de Dios.

 

Cómo logramos depender de Dios?

1) mientras tú no dependas de Dios estarás dependiendo de tu sabiduría, de tu inteligencia y de lo que  puedes hacer, por eso cuando  estás buscando de Dios lo primero que tienes que tener  son experiencias de primera mano de lo que está haciendo Dios con tu vida, esos detalles obligatoriamente te van a meter en un nivel en que vas a empezar a tomar confianza enDios; pero donde está el problema? Que cada vez que Dios nos bendice, que cada vez que Dios nos da algo, cada vez que Dios nos ayuda, a nosotros se nos olvida y cuando se te olvida algo entonces obligatoriamente no vas a confiar en esa persona; Lo único que nos va a fortalecer como hijos de Dios son los detalles que Dios tiene con nosotros, si Dios te bendijo con un milagro, con una provisión, Dios te bendijo con algo que teguardó, pues debes de tener una gratitud.  La fe es lo que hará  que empieces a cambiar y  a dejar de depender de ti.

 

Dios es un Dios de dependencia y nuestra vida está hecha un caos porque queremos resolverla nosotros, es más, muchos dependemos de nuestros jefes y el jefe no tiene que vernada  contigo, Dios provee al jefe para pagarte; por eso te está diciendo en Proverbios: fíate en Jehová.. no confíes en tus recursosen tus pensamientos, en tu sabiduría, no confíes en ti, dice la palabra: “maldito el hombre que confía en el  hombrecon más razón de nosotros buscar a Dios todo el tiempo.

 

Si  confías en Dios tus caminos torcidos  Él los va enderezar, por eso hay tanta gente inconforme consigo mismo, inconforme con todo lo que tiene, no le basta lo que tiene, siempre  quiere más, porque están mirando lo que ellos son capaces de tener pero se olvidan de Dios y no logran mirar lo que Él  es capaz de darte.

 

Dios nunca te dará los detalles  de lo que Él tiene en mente para ti, sólo te dará un avance, y ahí es donde no queremos entrar en depender de Dios. Por eso las cosas de Dios son tan buenas,. Él siempre va hacer que tú hagas cosas que nunca habías hecho, si hacemos cosas que a nosotros  no nos duele o no apreciamos, no le damos el valor real.

 

El hombre cuando no puede controlar sus pensamientos, entonces se los controla el enemigo, y cuando no puede controlar su imaginación pues va a vivir con una consecuencia que se llama ímpetu, y eso es algo que traemos desde el hombre viejo y esto nos más que cuando tus pensamientos y tu imaginación están dominados por ti mismo, y tarde o temprano en el proceso de imposibilidad de no conseguir las cosas, las vas hacer por ímpetu y eso lo hemos traído a la casa de Dios, a nuestra vida como cristiano, por eso hay gente que dice que está orando para hacer tal cosa .. y al otro día me dicen que ya la hicieron ..ímpetu,  y esa explosión de ese ímpetu es lo que nos lleva a cometer un montón de errores.

 

El impulso es lo que más hace fracasar al hombre, porque un impulso siempre va acompañado de emociones y sentimientos, con la característica de no querer perder tu voluntad; por eso lo haces por encima de todo el mundo.

 

El ímpetu en el nuevo creyente lleva consigo unas situaciones adversas en cada uno de nosotros y lo hacemos porque nunca estamos acostumbrados a depender de Dios, sino que solamente confiamos en nosotros. Cuando tenemos los pensamientos y la imaginación trastocada por el  enemigo caemos en una ceguera mental  y cuando viene esa ceguera viene  el ímpetu, y ahí mismo nos cerramos, nos cegamos y ese es el trabajo del enemigo, es como un punto ciego que nos da, y es cuando te explican las cosas, te la razones,  te dan una revelación pero tú no la crees ni la entiendes porque tu mente y tu razón no te permiten ver lo que a ti te están diciendo.

 

Dice en  Proverbios 21:2

Todo camino del hombre es recto en su propia opinión.

 

Todos piensan que tiene razón y que su caminar está bien. Cuando piensas que todo lo que piensas y haces está bien y que el otro es el que está mal, tienes un punto ciego.

 

Lucas 9: 51-54 dice:

Cuando se cumplió el tiempo en que él había de ser recibido arriba, afirmó su rostro para ir a Jerusalén. Y envió mensajeros delante de él, los cuales fueron y entraron en una aldea de los samaritanos para hacerle preparativos. Mas no le recibieron, porque su aspecto era como de ir a Jerusalén.  Viendo esto sus discípulos Jacobo y Juan, dijeron: Señor, ¿quieres que mandemos que descienda fuego del cielo, como hizo Elías, y los consuma? Entonces volviéndose él, los reprendió, diciendo: Vosotros no sabéis de qué espíritu sois; porque el Hijo del Hombre no ha venido para perder las almas de los hombres, sino para salvarlas. 

 

Cuando una gente antepone la doctrina a cualquier tipo de relación con Dios, tiene un punto ciego. Muchos creyentes no entienden  que Dios quiere abrirte tu mente para que puedas entender Sus caminos.

 

Lucas 24:45

Entonces les abrió el entendimiento, para que comprendiesen las Escrituras.

 

Dios no te puede abrir el entendimiento si  no se lo permites, si tienes pensamientos negativos, pensamientos en contra de todo lo que puede venir de Dios, Dios  y si no permites que Él lo haga no vas a poder entender Su palabra.

 

Cuando tus pensamientos, tu imaginación producen esa ceguera mental, ese punto ciego, entrarás a meditar cosas desagradables, porque eso es lo que hace el enemigo, de ahí para allá comienzas a pensar lo peor, cosas desagradables, tu pensamiento comienza a estimular tu sistema nervioso central, el sistema nervioso central comienza a estimular tus glándulas, tus glándulas comienza a segregar mayor líquido  del que deben de echar y cuando viene a ver comienza la complicación de  enfermedades en tu cuerpo. Cuando  entras a ese tipo de nivel por el odio, por el rechazo, por el rencor, automáticamente esos pensamientos afectan tu cerebro y  comienzan a afectar tus glándulas, por eso comienza a salir la artritis, el reumatismo.

 

Los cristianos hemos tomado un estilo de vida de ir a favor de la corriente, y los cristianos no estamos hechos para vivir a favor de la corriente de la sociedad, sino que  estamos hechos para vivir en contra de esa corriente. El tener en la mente esos pensamientos, esos puntos ciegos,  nos lleva a tener confianza en nosotros mismos  y al tener esa confianza en Dios.

 

Hasta que la iglesia no se levante a vivir en una expectativa de Dios e ir  en contra de la corriente del mundo, vamos a estar perdidos, y peor aun, sin la esperanza de que nuestros hijos tenga una sociedad aceptable.

 

Hasta cuando nuestra mente, nuestros pensamientos y nuestra imaginación nos estarán doblegando como esclavos, hasta cuándo? La iglesia tiene que prepararse a vivir en una expectativa de Dios porque cada día las cosas se van a poner peor, y solamente los que estén viviendo de una expectativa de Dios verán los milagros, para decir allá fuera que somos diferentes.

 

Dios te ha dicho cómo  tomar control, cómo  depender de Él, ya no puedes seguir siendo el mismo,   tienes que ser un marcador de diferencia; sabes dónde está nuestro problema? Cuando nosotros pensábamos que  estamos bien y nos quedamos en el avería,  y ni tú ni yo fuimos hechos para ser average, los averages son conformista, se estanca, se duermen y nunca hacen cambios.

 

Hoy tenemos que tomar la decisión de ser diferentes y romper con todos esos pensamientos mediocres que no nos permiten ver la grandeza de Dios.

Monte de Dios

Tipo de Testimonio(*):

FinancieroSanidad FisicaCreativoLiberaciónCasa de PazOtro

captcha Escribe las caracteres de la imagen