Por qué mis pensamientos no son los pensamientos de Dios. 2da. Parte

Por qué mis pensamientos no son los pensamientos de Dios. 2da. Parte

Mensaje del Apóstol Dr. Miguel Bogaert Portela
La mente analítica no te permite conocer al Dios de los milagros, pero si te permite ver el milagro. Esa mente te va querer independizar totalmente de Dios.

 

“Por qué mis pensamientos no son los pensamientos de Dios. 2da. parte”

 

Porque mis pensamientos no son vuestros pensamientos, ni vuestros caminos mis caminos, dijo Jehová. Isaías 55:8

Dios quiere hacernos majestuosos, hermosos  con Él, pero tiene que empezar a  hacerlo desde los pensamientos, la imaginación, por eso  puso la mente en el sistema nervioso central  y no en el  estómago, porque el estómago no gobierna, pero la mente, el cerebro, lo gobierna todo.

 

A Dios le interesa como te expresas, como  caminas, como  hablas,  como te vistes, a Él le interesa todo lo tuyo. Algunos jóvenes se me han acercado y me dicen que hay pastores que se hacen tatuajes para llegarle a la gente, y eso es una mentira del diablo,  a mí no me llegues como el diablo, a mi llégame como Dios y sácame de donde estoy,  enséñame cómo entrar donde no conozco, por eso los jóvenes tienen que cambiar su forma de hablar, porque si su mente y sus pensamientos están renovados usted no puede hablar como hablan los de allá afuera.

 

Nuestros pensamientos, nuestra imaginación, nuestra mente, crea un montón de fortalezas dentro de nosotros que  nos hacen pensar que somos así  y que debemos de ser así,  y esto no es verdad, porque dice Su palabra: derribando argumentos y toda altivez que se levanta contra el conocimiento de Dios, y llevando cautivo todo pensamiento a la obediencia Cristo. Conforme tengas la autoridad en tu mente así serán tus pensamientos y tu imaginación; si tus pensamientos y tu imaginación la tiene el enemigo tomada todo lo que  estás viviendo es un mundo irreal, vas a vivir en un proceso en tu vida lleno de temor, de negativismo, de derrota, de duda, de incapacidad, de impotencia, porque ese es tu pensamiento,  y esos pensamientos van siempre acompañados de tu imaginación,  hasta el punto de hacerte vivir una vida de mentira y  engaño para esclavizarte.

 

La iglesia está llena de gente que en su mente por un lado quieren buscar a Dios, pero por el otro lado  hay otro que le tiene la mente, y entonces un lado quiere los pensamientos de Dios, se imaginan cosas preciosas de Dios,  van a la iglesia, se gozan, disfrutan en la iglesia, pero cuando se van y vuelven al mismo medio,  los otros pensamientos toman control, la imaginación toma control, y empieza la duda, la incredulidad,  el negativismo, el que no se puede, impotencia  y así estamos esclavizados dentro de la iglesia, vemos la grandeza de Dios, vemos los milagros, pero no lo queremos porque nuestra mente está gobernada por algo que nos está llevando a vivir una vida paralela en el mismo cuerpo, y esto está tan arraigado en ti,  que puedes leer en la palabra que para Dios no hay nada imposible  y tus pensamientos, y tu imaginación tumba todo eso, por eso necesitas esta revelación, para que cuando leas la palabra se te haga vida.

 

Eso hizo Jesús cuando vino, dijo: vengan todos ustedes están mal, su enfrentamiento fue con el mismo tema pero en otras palabra; Jesús les tocó la fibra de sus pensamientos en un mundo irreal que ellos vivían, un mundo de mentiras y todo creado en una plataforma de su mente que ellos  creían que estaban bien y  no es así,  porque todavía está buscando al mesías.

 

Cuando estés en tu peor momento no dejes que tus pensamientos y tu imaginación  se vaya a donde quiere el enemigo, mándalo primero a ver qué está preparando Dios para darte.

 

Los padres tenemos que cambiar para meterle esta sintonía a esa generación nueva que está subiendo, porque hay una generación confundida, que están subiendo indecisos, y eso es lo que quiere Satanás traer confusión.

 

Si le crees a Dios así serán tus pensamientos, y  así debe ser tu imaginación; creer no es solamente soltar por la boca, son dos cosas muy diferentes.  Nuestros pensamientos,  nuestra imaginación es como cuando estás a fuera en la calle,  está nublado totalmente y está lloviendo, eso es lo único que tú ves,  así es la mente, tu pensamiento y  tu imaginación, pero si tú subes a las nubes por encima de la lluvia verás el sol más radiante que nunca has visto, abajo lloviendo, arriba está claro, así es tu mente, siempre te va dejar ver lo que tú tienes adelante pero nunca será capaz , si tu no lo permites, de  ver lo que está más para adelante.

 

Mira lo que dice Proverbio 18:11

Las riquezas del rico son su ciudad fortificada,y como un muro alto en su imaginación.

 

Por eso donde dice la palabra que es difícil que un rico entre al reino de los cielos, no es por el dinero, es porque el rico se imagina en su propio pensamiento que lo tiene todo y que no necesita de nadie; el dinero es bueno,  lo que es malo es como tú  lo pienses y cómo  te lo imaginas, porque la palabra misma dice gózate con el fruto de tus manos.

 

La mente analítica no te permite conocer al Dios de los milagros,  pero si te permite ver el milagro. Esa mente te va querer independizar totalmente de Dios.  Pastor, ¿cómo yo lo resuelvo?  Trabajando para confiar en Dios, creerle, porque cuando confías y crees en Dios, dice la palabra  que Él tiene en la palma de su mano al mundo, y tu sabes de qué tamaño es el mundo? eso es decir que si  te tiras en los brazos de Dios Él te pone en el hueco de Su mano y estamos todos ahí.

Monte de Dios

Tipo de Testimonio(*):

FinancieroSanidad FisicaCreativoLiberaciónCasa de PazOtro

captcha Escribe las caracteres de la imagen